El entorno natural que acoge al Autòdrom Terramar es uno de sus principales valores y preservarlo forma parte de los nuestros. Por ello, queremos compartir nuestra visión sobre la vertiente medioambiental del proyecto. Nos apasiona y ha tenido un peso decisivo en todo el trabajo hecho hasta ahora para la recuperación de este espacio icónico y tan apreciado. 

Compromiso con el valor natural del Autòdrom 9

Conscientes

Somos conscientes de que intervenimos en un ámbito que debe ser tratado con gran respeto. El Autòdrom estaba aquí antes de que naciéramos. El Garraf y la Riera de Ribes, también. Por eso, el impacto de lo que hagamos debe tener presente no sólo no perjudicar sino mejorar el legado natural del espacio.

También somos conscientes de que la responsabilidad ambiental es un proceso de mejora continua, más un maratón que un sprint, y que tendremos que estar atentos a este aspecto a lo largo de la vida de nuestra actividad.

Con el objetivo de compartir este proceso con la máxima transparencia, exponemos a continuación las medidas previstas a día de hoy para llevar a cabo este proyecto alineados con nuestro compromiso con el entorno

Trabajo conjunto

Todas estas medidas son fruto del trabajo durante más de 3 años en colaboración con expertos en ciencias ambientales y organismos públicos –entre otros, el equipo municipal de Sant Pere de Ribes, la Direcció General d’Urbanisme (DGU), la Oficina Territorial d’Acció i Avaluació Ambiental de Barcelona (OTAAA) o la Agència Catalana de l’Aigüa (ACA)-.

Son resultado también de la escucha de alegaciones -puesto que el proyecto ha estado en exposición pública durante 13 meses- y de introducir modificaciones que han ayudado, seguro, a mejorar la propuesta.

Tras este trabajo, el proyecto ha recibido el visto bueno de la Generalitat, del departament d’Agricultura, de la Oficina Territorial d’Acció i Avaluació Ambiental de Barcelona y de más de 10 agencias públicas especializadas

[A través de este enlace se puede conocer más información medioambiental sobre el proyecto]

Dos líneas de actuación

Las medidas previstas o ya implementadas para poder actuar de acuerdo a nuestro compromiso con el entorno natural en el que nos ubicamos van en dos direcciones:

1.Preservar y mejorar el entorno 

Vegetación 

    • Plantación de más 700 árboles de 30 especies diferentes, todas autóctonas, sin contar flores, prados y arbustivos.
      [En este documento se pueden consultar las diferentes especies]
    • Mantenimiento de ejemplares existentes, en particular de los más de 40 olivos que se han estado cuidando desde el inicio del proyecto en 2016 y que gracias a ello ahora están saneados y podados. Los que no puedan permanecer en la misma ubicación serán trasplantados a otros lugares dentro del ámbito del Autòdrom.  
    • Respecto al resto de frutales presentes en este momento  (albaricoqueros, limoneros, almendros, higueras…) han sido inventariados, podados y saneados y se conservarán aquellos que están en plena salud. Además, dado que es tierra fértil, se replantarán árboles frutales, en especial albaricoqueros, ya que -aunque ningún documento lo acredite- creemos que los albaricoques del Autòdrom son los mejores de Cataluña 😉
    • Restauración de la zona posterior de la curva sur (actualmente campo abandonado) con vegetación de ribera.  
    • Inventario de palmera enana, pinos y arbustivos mediterráneos afectados por la actuación y replantación en la zona de equipamiento (curva sur) o en el entorno del bosque de can Baró, si es necesario.
    • Recuperación del bosque de ribera en el sector oeste del Autòdrom, entre el circuito y la riera de Ribes (dentro del ámbito de planeamiento).
    • En el bosc de Can Baró es donde hay la mayor concentración de palmito (palmera enana). Se mantendrán todos los individuos de esta especie protegida en el ámbito europeo. Aquellos individuos que se prevé que pueden verse afectados se trasplantarán con el objetivo de que la densidad de la especie en el sector del Autòdrom no se reduzca.
    • Limpieza y saneamiento del Torrent dels Frares. En particular, arrancar la caña americana, especie invasiva y alóctona. 
    • Ampliación en un 50% de suelo agrícola

Riera de Ribes

    • Aunque el proyecto de recuperación del Autòdrom no afecta a la Riera de Ribes, nos parece necesario desarrollar un plan ambicioso de diagnóstico y medidas de mejora.
       
    • La Riera de Ribes, entorno protegido como parte de la red Natura 2000, cuenta hoy, desgraciadamente, con una biodiversidad bastante pobre, tal y como han ratificado informes de entidades especialistas en el área medioambiental. Como actores de nuestra comunidad, nos proponemos contribuir a mejorar su biodiversidad. Especies como la tortuga mediterránea o los murciélagos de herradura mediterráneo y mediano, los cuales se podrían encontrar en estos ambientes, actualmente no disfrutan de hábitats adecuados para ellas.
       
    • Respecto a la flora, si bien se destaca la presencia de la palmera enana en algunos lugares, se nota sobre todo la presencia de caña americana, una especie invasiva y alóctona. Dentro del proyecto se prevé ya, por ejemplo, plantar vegetación de ribera en la zona que linda la antigua grada -y, de hecho, con la riera-. 

 

 Biodiversidad

    • Conducir un diagnóstico de la biodiversidad de la Riera de Ribes y contribuir a su mejora.
    • Destinar una hectárea de huerto ecológico para el suministro de los puntos de comida del Autòdrom, lo cual contribuirá a la reintroducción de insectos polinizadores, aves y pequeños animales.
    • Limitar el uso de productos fitosanitarios.
    • Protección de la biodiversidad con la introducción de 
      • Colmenas
      • Cajas nidos
      • Refugios para lagartos
      • Hoteles de insectos
    • En la medida de lo posible, aplicar soluciones basadas en la naturaleza

 

2. Sostenibilidad medioambiental


Eficiencia energética

    • Eco-concepción de las edificaciones y bajo consumo energético.
    • Uso de placas fotovoltaicas para autoconsumo, materiales adaptados y de ventilación natural

Movilidad

    • Recinto sin coches con movilidad suave (vehículos eléctricos, bicicletas). A excepción, obviamente, de los vehículos vinculados a los eventos de motor.
    • Los aparcamientos de vehículos ligeros estarán hechos de prados vegetales y los de vehículos pesados, de zahorra y vegetalizados, de modo que el impacto visual sea reducido y los suelos no estén impermeabilizados.
    • Se realizará la reserva necesaria y normativa para el aparcamiento de vehículos eléctricos.
    • Se potenciará la movilidad sostenible, facilitando la llegada y aparcamiento de bicicletas.

 

Optimizar los recursos

    • Reducción del consumo de agua: riego por el suelo de las pistas de salto de caballo de arena; recuperación del agua de lluvia con balsa; aprovechamiento del agua de la depuradora; especies vegetales locales que consumen menos agua.
    • Tratamiento y reaprovechamiento del estiércol generado por los caballos como compost. Después de trabajar durante meses con un ambientólogo para contar con un informe de gestión de las deyecciones y de analizar todas las vías de gestión posibles (biomasa, uso agrícola, compostaje, etc.), se podrá llevar a cabo esta solución, de modo que sea sostenible y respetuosa con el medio ambiente. 

 

Compartir una visión

Siempre hemos agradecido contar con la visión y también la pasión de las personas y entidades que aman la riqueza natural de este lugar y, de hecho, eso nos ha permitido mejorar el proyecto. Así que invitamos a cualquier experto o apasionado del medio ambiente y del entorno del Autòdrom a compartir sus sugerencias con nosotros. Podéis hacerlo a través del formulario de contacto de la web. 

Compromiso con el valor natural del Autòdrom 10